Crítica: “In time”

Andrew Niccol siempre ha sido un director de lo más interesante que tiene a sus espaldas películas tan geniales como “Gattaca”, “S1M0NE” o “El Señor de la guerra” y ha escrito además “El show de Truman” (aparte de las tres mencionadas). Por lo tanto era de esperar que “In time” fuera como mínimo ocurrente y mereciera la pena. Pues bien, el último film de Niccol es decepcionante y bastante ridículo. Parece incluso que se ha impregnado del espíritu Stephenie Meyer (por aquello de que su nuevo proyecto es escribir y dirigir “The Host”, su último libro) Por partes:

“In time” parte con una buena idea, la de que somos esclavos del tiempo. En un futuro incierto, ha acabado por convertirse en la moneda de cambio y un bien tan necesario que cuando tu contador llega a cero, mueres. Es buena idea lo de que nadie envejece a partir de los 25 años, que es cuando comienza a funcionar el contador ya que crea situaciones extrañas como ver a una madre y a un hijo de la misma edad pero Niccol no se molesta en explicarnos cómo exactamente llega la humanidad a esa situación, algo que hubiera sido interesante.

En realidad todo es una gran metáfora sobre cómo unos tienen muchísimo más de lo que necesitan (siglos o lo que es lo mismo, miles de millones) y cómo otros tienen que sobrevivir luchando día a día (con las horas justas o lo que es lo mismo, unos pocos billetes en el bolsillo). Lo malo es que la profundidad del asunto se desvanece cuando la pareja protagonista se transforma en una especie de Bonnie & Clyde mezclado con la saga Crepúsculo (de ahí lo que mencionaba anteriormente).

Justin Timberlake y Amanda Seyfried hacen buena pareja, están muy guapos y tienen química pero sus personajes no se sostienen y van resultando cada vez más insufribles (ella en parte porque tiene pinta de haberse vuelto una estúpida). Aparte de los protagonistas, el reparto está lleno de caras conocidas (Cillian Murphy, Olivia Wilde, Johnny Galecki, Matt Bomer, Alex Pettyfer…) pero todos están desaprovechados en una historia que no da de sí más allá de la media hora de metraje. Técnicamente la película no esta mal pero no es sorprendente, no tiene ninguna set-piece rescatable y la dirección es bastante plana.

Conclusión: No esperaba mucho viendo las malas críticas que ha tenido la película y el fracaso en taquilla pero me ha sorprendido que “In time” haya resultado ser tan infumable. Sí, se deja ver si te pones a ello pero es una absoluta pérdida de tiempo (algo que viene bastante al caso, mira). No tiene profundidad, ni interés, ni un buen guión, nada de sustancia vamos. Una decepción viniendo de quien viene…

Nota: 3

2 pensamientos en “Crítica: “In time”

  1. Es mala de balls. Y justin y amanda tienen menos quimica q loli gibaja y lucrecia perez.
    Si al menos la hubiera protagonizado el mejor justin…. Bieber.
    La accion es mala. El guion de risa. Los actores pesimos. La historia boba.

    Tempus fugit

    Jp4evr

    • Tempus follit xD Pues sí, es muy mala. Con el paso del tiempo la recuerdo incluso peor. Una pena…

      JP 4ever

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s